Padre de dos. Bloguero. Podcastero. Tuitero.

Las mujeres que no amaban a los hombres

Estoy hasta el coño de leer posts cómo este: «¿Por qué los hombres no acuden a los grupos de apoyo a la lactancia?»

En este post, entre muchas lindeces (sólo hace falta ver la foto que lo encabeza: un hombre escondido tras un bebé con cara de pasarlo mal), asignan al hombre un rol fundamental en la crianza de su bebé:

Además, pinta a los padres como vagos, que aprovechan que su mujer da el pecho para escaquearse de cualquier responsabilidad hacia el bebé.

Es decir, que lo que pretende ser un post que anime a los hombres a implicarse más y mejor en algo tan fundamental como la lactancia, acaba siendo un ZASCA en toda regla.

La verdad, esto no ayuda. No ayuda a corregir la situación de machismo estructural que vive esta sociedad. No ayuda a que el padre asuma y disfrute de sus responsabilidades hacia el bebé. No ayuda a que la pareja comparta estas responsabilidades y las asuma como equipo… lo que hace es bandos, el NOSOTRAS-VOSOTROS que tanto daño hace.

Normalizar lo que no es normal, decidle a los hombres «sois así» y a las mujeres «son así»… sólo hará que el problema sea eterno.

Dejad de hacer bandos, por mucho que vuestro negocio vaya en ello… que no ayudáis a nadie.

Anterior

Tetas en el Congreso

Siguiente

Los niños y las niñas no son iguales

2 comentarios

  1. No solo no ayuda si no que para una mente frágil y débil solo la anima a eso, a escaquearse porque es lo que se supone que se espera de nosotros.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Funciona con WordPress & Tema de Anders Norén